- . Inicio
Crónicas > Nº2 (Primer semestre de 2012)
Editorial
Editorial - .
Escucha este texto[Escucha este texto]

REFLEXIONES

Está visto que corren malos tiempos para todo. Para la economía, la Política, la Religión, la Cultura…Está visto, incluso, que esos epidémicos “recortes” con los que un día si y otro también se justifican y enmascaran estas turbulencias sociales que nos acibaran la vida, acaban por afectar a la ilusión de nuestro colectivo y a más de uno le embotan el entusiasmo. 

Y decimos esto, porque con una miaja de desencanto comprobamos que el proyecto de esta Crónica Digital que un día presentamos con renovada esperanza, se ha visto afectado, apenas nacido, por una extraña modorra, por una indolente apatía que está impidiendo que los números se sucedan con la cadencia deseada.

Tras la aparición del primer número, un tanto titubeante pero que marcó la pauta de cual sería la futura estructura de esta Crónica, han sido muchas las llamadas efectuadas, unas a título general y otras apelando a vínculos de amistad, en solicitud de colaboraciones. Sin embargo la respuesta ha sido realmente deprimente.

Y bueno sería que nos hiciésemos a nosotros mismos un sincero y objetivo test de autocrítica, al que siguiera un eficaz propósito de la enmienda.

La Crónica Digital  ofrece diversos apartados en los que de manera fácil y cómoda podemos aportar nuestra colaboración: En Cronistas en el recuerdo, bueno sería que fuésemos dejando constancia de la vida y obra de quienes nos antecedieron en el cargo, con el fin de que poco a poco vayamos confeccionando un repertorio biográfico y crítico de la larga serie de cronistas que han ejercido en nuestros pueblos, villas y ciudades…La sección de Historia, es un amplio cajón de sastre donde caben muchos de esos artículos y trabajos que tenemos interés en publicar o que se nos quedaron un día olvidados en el cajón…¿Y qué mejor lugar que el apartado Nuestros Pueblos, para pregonar las singularidades de nuestro amado terruño…?. Respecto a Tradiciones y costumbres ¿no hay nada que tengamos interés en perpetuar antes de que se olvide por completo…?. Y así podríamos decir de cada uno de los apartados o secciones en que inicialmente se estructuró esta Crónica Digital.

 Cuando hace dos años un grupo de compañeros asumió la responsabilidad de insuflar nuevas energías a nuestra Asociación, nos hicimos muchos propósitos colectivos. Pero como bien dice el refrán, una cosa es predicar y otra dar trigo. Quizás nuestra obligada dispersión territorial traiga como consecuencia ineludible el que seamos un pelín desmemoriados o el que nuestra condición de cronistas la ejerzamos aquejados de aquella cansera  pueblerina  de la que hablaba Gabriel y Galán. De ahí que nos demoremos en el abono de esas cuotas tan imprescindibles para que la cosa marche…; que nos resistamos mas de la cuenta a facilitar nuestros datos personales o el currículum imprescindible para poder editar algún día el soñado anuario…; que a veces ni demos señales de vida cuando se nos requiere…O, como en este caso, que nos de pereza en enviar algo para la Crónica Digital.

 Urge pues, queridos compañeros, que no caigamos en esa moda del pasotismo de la que tantas veces renegamos. Que cada uno aportemos nuestro granito de arena, nuestro modesto óbolo, nuestro reconocido laboreo, nuestra tradicional vocación de sastres del Campillo, a esta Asociación que no tiene otro fin sino el de ser el nexo de unión entre el colectivo de cronistas de la Provincia y el órgano representativo que afirme ante la sociedad civil que los cronistas oficiales del viejo Reino de Jaén, aunque no lo parezca, seguimos teniendo vigencia. Así que compañeros ¿hacemos propósito de la enmienda…?.


ImprimirInformaciónMandarPDF
 Sistema 
Contadores
Página confeccionada por Francisco Miguel Merino Laguna
Ver 2-12010204